7.3 C
Salta
viernes, septiembre 24, 2021

Descontento en Santa Victoria Este por la ayuda alimentaria

Lo más leído

La funcionaria imputada por la muerte de una nena no quiso declarar. Caciques convocaron para hoy a una reunión en la comuna.  

Un enrarecido clima se respira en Santa Victoria Este y parajes aledaños a partir de situaciones que tienen que ver con la asistencia social que reciben los pobladores, tanto aborígenes como criollos.
Este escenario de expectativa e incertidumbre se sostiene además con el reclamo de vecinos que en las últimas horas hicieron conocer su descontento por la falta de respuestas a los pedidos de una asistencia integral y un equilibrado reparto de los tickets alimentarios que se distribuyen desde la Provincia.
Además de ello, los ánimos parecen estar aún alterados por la situación ocurrida en el paraje la Vertiente Chica, a 50 kilómetros al sur de Santa Victoria Este, donde una familia perdió a dos hijos en menos de 48 horas, por desnutrición. El caso concentró la atención de la Justicia que decidió imputar a una funcionaria del área de Niñez por incumplimiento de deberes de funcionario.
Ayer, Susana Ávila, coordinadora de Niñez, se abstuvo de declarar en la audiencia de imputación. El fiscal de Tartagal Pablo Cabot tomó la decisión de imputarla al considerar que Ávila “en fecha imprecisa, con posterioridad al 20 de marzo pasado, se dirigió a la vivienda de una familia, ubicada en Vertientes Chicas, cuyo hijo de un año de edad había fallecido”.
En esa visita la funcionaria habría constatado que otra hija, de cinco años, se encontraba en grave estado y requería asistencia médica, “pese a lo cual no arbitró los medios pertinentes para que la menor fuese asistida de inmediato”. La nena murió a las pocas horas.
Ayer Ávila se abstuvo de declarar en la fiscalía adonde concurrió acompañada por un defensor particular. Vecinos de Santa Victoria Este aseguraron a El Tribuno que la funcionaria no vive en esa localidad y que su trabajo en los parajes se respalda con enfermeros y asistentes sociales, junto a representantes de las comunidades que son los encargados de instruir y darles seguimiento a las familias sobre alimentos y formas de cocinar en caso de riesgo nutricional. “Aquí se la conoce como Susana Ávila, es coordinadora del programa Niñez que contrata gente para hacerles un acompañamiento a los niñitos en riego y embarazadas. Es profesora también en el colegio”, afirmaron vecinos a El Tribuno.
Ese estado de atención social se vio también alterado en las últimas horas a partir de un audio que circuló entre los caciques de las comunidades, que quieren explicaciones sobre la ayuda de los tickets alimentarios y su distribución. En el audio al que tuvo acceso El Tribuno, el cacique Antonio Pérez, de la comunidad Buen Destino, en un mensaje en legua wichi y castellano, convocó a otros representantes de comunidades a una reunión para pedir explicaciones sobre la ayuda social destinada para los aborígenes. “Yo creo que cada uno tendrá sus quejas. Los que reciben tickets y los que no. Pero es importante que nos reunamos para preguntar”, aseguró el dirigente mezclando el castellano con su idioma natal.
Esa reunión se llevaría a cabo hoy a la mañana en la sede de la comuna que dirige el intendente Rogelio Nerón

- Anuncio -spot_img
- Anuncio -spot_img

Lo último