23.3 C
Salta
sábado, febrero 4, 2023

La decisión de CFK de no postularse en 2023 puso en una encrucijada a JxC y acelera su disputa por las candidaturas

Lo más leído

La alianza opositora celebró la condena a Cristina pero no se pudo poner de acuerdo sobre la decisión de la vicepresidenta. La multiplicidad de candidatos complica la forma en que dirimirán las postulaciones en medio de una interna feroz. Sin CFK en la cancha, el ultraderechista MIlei desafió a JxC. 


Embriagados por la celebración de la condena a Cristina Fernández de Kirchner en la cuestionada causa vialidad, la resaca aun no permitió evaluar en Juntos por el Cambio las consecuencias políticas de la decisión de la vicepresidenta de no presentarse como candidata a ningún cargo en 2023. El anuncio de CFK tras conocerse la sentencia en su contra –para que no estigmaticen al peronismo en la próxima campaña electoral—no solo genera dudas en el oficialismo sino que también abrió una encrucijada para la principal alianza opositora. JxC ya no tendrán enfrente a Cristina, el blanco predilecto del macrismo y sus socios políticos, mientras no cede su despiadada disputa intestina, en la que se multiplican los candidatos del PRO ante una UCR que aparece resignada a un papel menor y donde todavía hay dudas sobre el coqueteo de Mauricio Macri de aspirar a su “segundo tiempo”. Datos de los que dio cuenta el ultraderechista Javier Milei que desafió a JxC: “Ya no hay cuco, dejen de manipular a gente con el cuco y vengan a discutir ideas”.

El rápido comunicado de JxC para celebrar la condena a CFK no tuvo una réplica similar sobre la decisión de la vicepresidente de no presentarse para ningún cargo electivo en 2023. Ni opiniones individuales sobre la postura que adoptó a la que proclaman como su archienemiga.

Tampoco hay un análisis común sobre el tema. Desde el larretismo dejaron trascender que “descreen” de la decisión de CFK. Incluso, que pueda ser un “gambito de dama”, la jugada de ajedrez que busca posicionar a la Reina en el centro del tablero con una postura mas ofensiva: consideran el anuncio como parte de una estrategia para agitar un “operativo clamor” dentro del oficialismo y finalmente competir en la contienda electoral.

“(Fernández de Kirchner) estará en las elecciones. Nosotros la vemos como candidata a senadora y esperamos que arranque con un operativo de clamor. No compró la frase ‘no quiero fueros’”, le dijo al portal Letra P un integrante del equipo de campaña del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

En el resto del PRO, en cambio, dan mas veracidad al renunciamiento de CFK a cualquier candidatura y consideran que es tiempo de acelerar la definición de las propias en medio de la dura disputa intestina del macrismo. Y donde la principal incógnita continúa siendo si Macri declinará o no sus propias aspiraciones a un segundo mandato presidencial.

Patricia Bullrich no se pronunció sobre el renunciamiento de CFK pero siguió apuntándole como parte de su propia estrategia electoral: dijo estar “triste” por el fallo porque esperaba una condena “mayor” para Cristina. En tanto se despoja de sus propios lastres: separó el diputado Gerardo Milman como jefe de su campaña, luego que su exviceministro de Seguridad apareciera vinculado judicialmente a un supuesto conocimiento previo del atentado a la Vicepresidenta y que a partir de ello se destapara el ejército de asesores que disponía en Diputados y que lo denunciaran por supuestos hechos de corrupción mientras estaba bajo su mando en el gobierno de Cambiemos. 

Otra diferencia con su competidor Larreta, que defendió a su ministro de Seguridad, Marcelo D’Alessandro, envuelto en el escándalo del viaje de los “huemules” a Lago Escondido junto a jueces y servicios de inteligencia.

Los radicales

Los radicales no emitieron opinión sobre la decisión de CFK. Aunque saben que eso acelerará los tiempos electorales en la alianza opositora, donde por ahora corren desde atrás a sus socios políticos. El gobernador jujeño Gerardo Morales, y el diputado y neurólogo Facundo Manes, aun sostienen sus propias aspiraciones presidenciales, que se podrían dirimir en una interna de la UCR –antes de enfrentar en las PASO al macrismo– pero que aun está en duda. Otros encumbrados dirigentes radicales, en cambio, tienen su mira puesta en postularse como compañeros de fórmula de algún candidato PRO.

La decisión de CFK aceleró aun mas los tiempos electorales de JpC en medio de pujas y vacilaciones. El ultraderechista Milei buscó sacarle el jugo en medio de su propio festejo por la condena a Cristina. afianzarse como una tercera vía al kirchnerismo y a Juntos por el Cambio dirigió un pedido para los referentes del espacio opositor más grande. “Es un día que nos llena de esperanza porque se termina de una vez por todas esta manipulación que hacen los de Juntos por el Cambio, asustando a la gente y asustando con el cuco. Ya está, no hay cuco; ahora vengan y discutan ideas en serio”, exigió en un video que subió a su cuenta de Twitter.

Fuyente. pagina 12

- Anuncio -spot_img
- Anuncio -spot_img

Lo último